Campaña contra el ruido BAXAR EL VOLUME!!!

Nota de prensa del Ayuntamiento de Gijón

El Ayuntamiento de Gijón pone en marcha una campaña para sensibilizar a la ciudadanía en contra del ruido ambiental
La campaña ha sido ilustrada, igual que en anteriores ocasiones, por el gran humorista gráfico Antonio Fraguas "Forges", que colabora desinteresadamente en ella. Forges ha realizado dos viñetas, una protagonizada por jóvenes y otra por mayores, que han servido de base para realizar otros tantos carteles y originales gráficos para prensa. El diseño y realización han sido desarrollados por la empresa gijonesa de comunicación Isertia (Grupo Bittia).
La campaña para evitar el exceso de ruidos en la ciudad, cuyos textos alternan el uso del castellano y el asturiano, se difundirá en prensa, radio y televisión. Carteles de escaparate y tamaño "mupi", bolsas de pan y un folleto, que será entregado en todos los buzones de la ciudad, completan los soportes de esta acción publicitaria.
Esta campaña puesta en marcha por el Ayuntamiento de Gijón informa de cuestiones como que el 23 por ciento de los gijoneses soportan un excesivo nivel de ruido, fundamentalmente generado por el tráfico. Además, recuerda que la ordenanza municipal establece sanciones de hasta 600 euros cuando se superan los límites en cuatro decibelios más. La Policía Local establece de manera habitual controles en la calle para medir las emisiones sonoras de las motocicletas. Además de la correspondiente multa, el vehículo puede llegar a ser inmovilizado en el depósito de la grúa hasta que se encuentre en condiciones de volver a circular.
Como remedios para colaborar en la disminución de la contaminación acústica en la ciudad, la campaña incide en evitar los usos excesivos del claxon o en la utilización más responsable de los vehículos privados en favor de otros medios de transporte limpios y silenciosos como la bicicleta. También se recuerda que, entre las diez de la noche y las siete de la mañana, no deben hacerse ruidos molestos en las casas (por obras, animales domésticos no controlados, música a gran volumen, etc). En este sentido, el 49 por ciento de las denuncias por exceso de ruidos se reciben por molestias generadas dentro de los hogares.