lunes, 19 de octubre de 2009

El Poliestireno Expandido la nieve artificial que inunda nuestras playas

Corcho blanco en una playa de Asturias, sólo un ejemplo de un problema ambiental que se extiende por toda la costa -Foto AsturiasVerde-

El poliestireno expandido o también conocido como “corcho blanco” es un nuevo problema ambiental en aumento en la costa. En principio se trata de un material que tiene fácil reciclaje, pero el problema es que su mal uso hace que muchos de los embalajes no terminen en el contenedor adecuado, sino flotando en la mar. El poliestireno se puede romper y desmenuzar en una nieve de bolitas blancas, pero resulta muy difícil de recoger, se mueve con facilidad ya sea flotando o por la acción del viento y lo peor es que no es biodegradable, por lo que esta nieve artificial que decora nuestras playas puede permanecer en ellas durante siglos.
El problema crece de forma exponencial debido al éxito que tiene este material en la fabricación de cajas para el transporte y distribución del pescado y marisco fresco. Si no se encuentra una solución al problema se tendrá que ir pensando en prohibir el poliestireno expandido para embalajes de pescado.
Video reportaje