Consideraciones de UPyD sobre el pago de los sobrecostes de El Musel

Nota de prensa de la Coordinadora Territorial de UPyD en Asturias
Tras la reunión del día de ayer entre el Ministro José Blanco y el Presidente Areces, y el anuncio de que los 250 millones de euros de sobrecoste que acumulan las obras el ampliación del Puerto del Musel se pagarán por la propia Autoridad Portuaria de Gijón con cargo a un crédito que le concederá el Estado, UPyD entiende que el futuro del puerto gijonés se ve seriamente comprometido.
No podemos olvidar las recientes declaraciones del Sr. González Laxe, actual Presidente del ente público Puertos del Estado, en las que llamaba la atención sobre el excesivo endeudamiento del Puerto de Gijón, y mencionaba la necesidad de acudir a una gestión austera, a la contención del gasto y a la reducción de lo que se debe.
Desgraciadamente tras esas declaraciones conocemos que el Puerto de Gijón no sólo no reducirá su deuda, que ascendía ya a 375 millones de euros, sino que verá ésta incrementada en otros 250 millones más para pagar los sobrecostes de la ampliación.
Por ello, cuando la tarea que debería estar acometiendo el Puerto en un escenario de franca competencia con otros puertos del norte y de bajada continúa de tráficos y por tanto de bajada de ingresos, sería la de acometer una política agresiva de captación de nuevos clientes y líneas, de diversificación de tráficos, de aumento de sus áreas territoriales de influencia, resulta que se ve lastrado por la losa de ésta insoportable carga financiera. Hay un riesgo evidente que todo esto se traslade de modo casi inevitable a la política de tarifas, o derive en la privatización de áreas de negocio y servicios sin atender al interés real del Puerto, sino por una mera cuestión financiera.
Tras las tranquilizadoras y optimistas palabras del Ministro de Fomento y del Presidente Areces, Ignacio Prendes portavoz de UPyD en Asturias señaló, “hay una constatación de un nuevo fracaso, del fracaso en la gestión de una ampliación faraónica, además mal gestionada y que se ha convertido en un fin en sí misma, sin otro horizonte que el de acabar la obra como sea, aunque sea a costa de comprometer la competitividad y el futuro de una infraestructura tan importante para Asturias como es el Puerto del Musel, responsable del 10 % del PIB asturiano”.
Y todo ello aderezado con la manifiesta intención de no exigir responsabilidad alguna a los culpables de éste gigantesco sobrecoste. Exigencia de responsabilidades que se hace cada vez más urgente y necesaria.
Jorge Uría, Jefe del Gabinete de Prensa UPyD-Asturias